Brasil

Salvador Bahía: ¡La capital oficial del verano!

¡Qué delicia de lugar! Una ciudad tan grande que hace ver a la mayoría de las capitales europeas pequeñas, con un sol que brilla todo el año, el mar que llega a sus arenas, y los rostros de la gente lleno de sonrisas. Sí, eso es lo que más caracteriza a Salvador: los bahianos, siempre sonrientes a pesar de las adversidades. Y es que, aún teniendo más de 4 millones de habitantes, los bahianos siguen sonriendo al visitante y mostrando toda su hospitalidad. Esto es Salvador de Bahía definitivamente ¡La capital oficial del verano!

PELOURINHO

El Centro Histórico de San Salvador de la Bahía de Todos los Santos, es un enorme conjunto monumental que hace ver chicas las otras ciudades históricas de Brasil. Y es que, Salvador fue durante muchos años la capital del Brasil colonial. El centro de esta maravillosa ciudad se encarama en una colina que da de frente al mar. El lugar era perfecto: no sólo permitía ver las embarcaciones que se acercaban a lo lejos, sino que además, permitió a la ciudad tener un enorme sistema de fortificaciones. La hermosa ciudad alta, hoy se conserva en perfecto estado, y hoy es la cara más alegre y carnavalesca de Brasil ante el mundo.

IMG_8757
La Plaza Tomé de Sousa es el inicio de Pelourinho, la ciudad alta de Salvador

Pelourinho es la zona histórica ubicada en la Ciudad Alta. Lleno de calles empedradas, iglesias (aseguran que la ciudad tiene 365 iglesias, una para cada día del año), palacios y plazas, cada rincón de la ciudad parece hervir con la cultura bahiana: cultura africana, europea, y brasileña fundidas. Frente a las fuentes, los jóvenes practican capoeira, y mujeres visten los típicos trajes bahianos. Pelourinho es un maravilloso lugar que, a mi parecer, es de los centros históricos mejor conservados de toda América, un lugar para enamorarse.

IMG_8602
Desde todos los monasterios de Pelourinho se tienen vistas espléndidas de la ciudad

PALACIO RÍO BRANCO Y ELEVADOR LACERDA

Pelouriho inicia justo a la salida del elevador Lacerda, con una bella plaza adoquinada conocida como Plaza Tomé de Sousa. Es un espacio muy amplio, lleno de turistas que se reúnen a tomarse fotos frente a las enormes letras que nombran la ciudad. El lugar es precioso, pero está lleno de locales ofreciendo de todo, en especial las cintas con oraciones. Justo en esta plaza se encuentra una de las mansiones más hermosas de todo el centro histórico. El Palácio Río Branco fue el palacio de gobierno de Brasil durante el período colonial. Existe desde el siglo XVI, aunque ha tenido muchas modificaciones durante su historia. No se puede acceder por completo al palacio, pero se puede ver la impresionante escalera, y un precioso balcón desde el que se ve la Bahía de Todos los Santos y la bellísima Ciudad Baja.

IMG_8684
El Palácio Branco junto al Elevador Lacerda
IMG_7077
Las bellas escaleras del Palácio Rio Branco

El Elevador Lacerda es hoy un verdadero icono turístico de Salvador de Bahía. Se ve en cada imán que se vende en la ciudad, o en los cuadros que se exponen en las calles de Pelourinho. Y es que es parte fundamental de la vida de los bahianos, ya que gracias a él se salvan los 72m que separan la Ciudad Alta de la Baja. Y esto es nada menos que desde 1873. Desde él se obtienen vistas espectaculares de la Ciudad Baja y la Bahía de Todos los Santos, y uno de los mejores atardeceres de todo Brasil. A los pies se encuentra el Mercado Modelo, una construcción que no me parece muy linda, pero que está repleta de los mejores souvenirs bahianos, en especial tejidos típicos de la región. El mercado fue desde el período colonial el centro de comercio de esclavos en Brasil, y por ende en el Nuevo Mundo. Hoy se pueden visitar los sótanos donde encerraban a aquellos que intentaban huir, o quienes se revelaban, para morir ahogados cuando subiera la marea. Un oscuro recordatorio de la crueldad de la esclavitud, que lamentablemente no pude visitar porque estaba en restauración.

IMG_6945
El Elevador Lacerda y el Mercado Modelo al atardecer

BARRIO DA SÉ

IMG_8760
El hermoso monumento de la Cruz Caída da a la Bahía de Todos los Santos

El barrio da Sé es un enorme conjunto monumental. Se encuentra muy cerca del Palácio Branco y resguarda algunos de los edificios y monumentos más importantes de todo Salvador. El Monumento de la Cruz Caída, es quizás uno de los más sobrecogedores de toda la ciudad. Funciona como mirador, y estando junto a la Casa de las Bahianas, es un recordatorio de la oscura historia del comercio de esclavos que llevó la riqueza a la ciudad. Cerca se encuentran restos de los suelos antiguos de las plazas donde se comerciaban personas, hoy lamentablemente en un terrible estado de conservación.

IMG_7055
Monumento al Carnaval

Justo después del monumento se encuentra la hermosa Plaza da Sé, un lugar lleno de interesantes puestos artesanos, algunos mercados y museos. Frente a la gran fuente se colocan mujeres ataviadas de las ropas tradicionales bahianas, y los jóvenes practican capoeira. Deben saber que todas estas cosas son espectáculos que se ofrecen a los turistas buscando alguna compensación económica. Siempre que esté en sus posibilidades colaboren con estas artes centenarias. Cerca se encuentra un monumento dedicado al Carnaval donde definitivamente hay que sacarse una foto (cada vez que voy a Salvador lo hago), y la Casa Museo del Carnaval, que se puede visitar pagando entrada. En el Barrio da Sé hay muchos otros atractivos como la impresionante Catedral de San Salvador o el Museo de Energía de Salvador.

IMG_7056
Capoeira en la Plaza da Sé

CATEDRAL BASÍLICA DE SAN SALVADOR

La Catedral Basílica de San Salvador, es una de las iglesias más impresionantes en todo el centro histórico de Salvador de Bahía. Fue la primera catedral de Brasil, por eso también se la conoce como Catedral Primada. Por fuera no es especial. Sólo me pareció una iglesia colonial más, parecida a otras dentro del casco histórico. Es cuando se entra que se entiende verdaderamente la magnificencia de este lugar. Construida durante el siglo XVII, cuando el barroco estaba afianzándose en Europa, los portugueses no escatimaron esfuerzos en convertir la capital de ultramar de su imperio, en una fascinante joya.

IMG_8647
El techo de la Catedral de San Salvador está ricamente decorado en oro

Y es que el interior está decorado con uros de piedra, que esconden los altares más recargados (al mejor estilo barroco de la época), todos recubiertos en oro. El Altar Mayor es sencillamente impresionante, al igual que el techo, igualmente recubierto en oro. Se puede acceder a la Sacristía, también con ricas decoraciones. Verdaderamente la Catedral es para mi uno de los lugares más impresionantes de todo Brasil.

IMG_8642
El Altar Mayor de la Catedral está completamente recubierto en oro

IGLESIA DE SANTO DOMINGO DE GUZMÁN

De frente a la Catedral, en el Largo Terreiro de  Jesus, uno de los complejos monumentales más importantes de la ciudad, se encuentra la hermosa Iglesia de Santo Domingo de Guzmán. Hay que estar atentos con los horarios, porque, como la mayoría de los monumentos de la ciudad, cierra a mediodía. Yo llegué 5 minutos antes de las doce (Diego siempre tarde) y pude entrar, y verdaderamente vale la pena.

IMG_8673
El interior de la Iglesia de Santo Domingo con sus maravillosos techos pintados

La iglesia data de finales del siglo XVIII, y su interior está decorado en el mejor estilo rococó de la época. El impresionante techo pintado da la impresión de extenderse hasta el cielo. Además de la iglesia, se puede visitar la Sacristía que se encuentra decorada con bellas pinturas, y molduras de mármol.

IMG_7042
La fachada de la Iglesia de Santo Domingo

El Largo Terreiro de Jesus funciona como una linda plaza con una fuente que, en mi última visita en octubre de 2018, se encontraba en trabajos de restauración. De igual manera es un lugar hermoso, donde se ofrecen shows de capoeira y hay muchas tiendas de recuerdos (algunos bastante sofisticados y hermosos). A un lado se encuentra la Iglesia de San Pedro de Los Clérigos, una iglesia muy parecida a la de Santo Domingo, a la que  nunca he podido entrar. Junto a esta se encuentra la Facultad de Medicina de la Universidad del estado de Bahía, de un magnífico estilo neoclásico.

IMG_7043
La fachada neoclásica de la Facultad de Medicina con tambores de capoeira

IGLESIA Y CONVENTO DE SAN FRANCISCO

Es uno de los conjuntos monumentales más grandes de toda la ciudad. Ubicados casi de frente a la Catedral, al final de una preciosa calle peatonal empedrada, llena de restaurantes y las más bellas tiendas de souvenirs. En el centro se encuentra una hermosa cruz colonial que recuerda el establecimiento de la orden en la ciudad.

IMG_6957
La Cruz de San Francisco frente a la iglesia de la misma orden

La orden de San Francisco se estableció en la ciudad en el año 1585, cuando se construyó el primer convento. Los edificios actuales datan de 1755. Hoy es una de las construcciones más admiradas por turistas y locales. Tanto, que no sólo forma parte del Patrimonio Cultural de la Humanidad, sino que también es una de las Siete Maravillas del Mundo Portugués.

IMG_8590
El claustro del Convento de San Francisco recubierto de bellos azulejos

Cuando entren verdaderamente entenderán el porqué. Nada más al acceder, justo en la boletería, se admira un techo pintado con frescos espectaculares. El claustro conventual está decorado con bellos azulejos, justo como los que adornan los muros de Lisboa u Oporto en la Península. Además me pareció muy interesante que el suelo está lleno de lápidas de personajes importantes en la vida de la ciudad.

IMG_8578
El Altar Mayor y los muros de la Iglesia de San Francisco recubiertos de oro

Nada en el claustro me preparó la vista o el alma para el inmenso asombro al entrar en la iglesia. Es tal cual traspasar la entrada imaginaria a El Dorado. Y es que, a diferencia de las otras iglesias de la ciudad, en esta no se escatimó ni un gramo de oro en la decoración. No sólo los retablos están preciosamente dorados con el mineral, sino también las columnas, esquinas, paredes, y hasta el techo. Hay tanto oro en esta iglesia, que los bancos y el precioso coro de madera, sólo parecen un decorado de mal gusto en medio de tan esmerado decorado. Es simplemente impresionante estar dentro.

IMG_8580
El impresionante techo dorado de la Iglesia de San Francisco

IGLESIA DE LA TERCERA ORDEN DE SAN FRANCISCO

IMG_8594
La Iglesia de la Tercera Orden de San Francisco es de estilo barroco

Junto a la Iglesia de San Francisco se encuentra la Iglesia de la Tercera Orden, que, si bien funcionó como un mismo conjunto durante mucho tiempo, hoy es un museo separado del otro. Valió muchísimo la pena conocer este también y lo recomiendo con los ojos cerrados, aunque, mejor los abren para admirar esta verdadera maravilla. Y es que, aunque se encuentra en una calle estrecha, no hay forma de no quedarse enamorado de su espléndida fachada barroca, la que considero la más bella de toda la ciudad, pues recuerda más a los templos mexicanos y centroamericanos que a los brasileños. El interior cuenta con un museo bien interesante, con bellas vistas del Pelourinho. Es una visita muy bonita.

LARGO DO PELOURINHO Y LA IGLESIA DE NUESTRA SEÑORA DEL ROSARIO DE LOS NEGROS

Les he mostrado muchos lugares que me encantan en Salvador. Pero, si de verdad se trata de conocer un lugar icónico, el Largo do Pelourinho es el lugar ideal. Es la carta de presentación de la ciudad en todo el mundo, y verán esta escena en cada magneto, cada cuadro, y cada escultura que compren para recordar la ciudad. Una preciosa calle empedrada, rodeada de los palacios más coloridos, y las preciosas torres color crema de la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario de los Hombres Negros. Durante los carnavales, grandes fiestas tradicionales se desarrollan aquí, y durante el día es posible ver de todo: capoeira, bahianas, música tradicional, todo en el lugar más representativo de la ciudad.

IMG_7037
La Plaza José de Alencar con la Iglesia del Rosario de Los Negros

La Iglesia del Rosario de los Hombres Negros fue la primera iglesia que conocí en Salvador. Debo decir que no es la más espectacular de la ciudad, y es más bien modesta delante de sus hermanas. Sin embargo, hay una razón para esto. Fue edificada por los esclavos durante el período colonial, ya que era el único lugar de culto donde se les permitiría entrar. Para esto, de manera voluntaria, los esclavos de la ciudad trabajaban durante la noche para su construcción, de manera que esto no interfiriera en sus ya excesivas labores diurnas. Es por eso que la iglesia tardó casi un siglo en completarse, y es la razón de sus decoraciones más modestas. Sin embargo, es una sensación indescriptible encontrarse por primera vez con los techos decorados al fresco aparentando extenderse hasta el cielo.

IMG_7024
Nuestra Señora del Rosario en el techo de la iglesia

CONVENTO E IGLESIA DEL CARMEN

Un poco alejada del resto del centro histórico, el Convento del Carmen es uno de los más hermosos de la ciudad. Hay que tener un poco de precaución en el camino hasta él, que es más allá del Largo de Pelourinho, subiendo una cuesta que me dejó sin aliento. Es una zona popular, donde moran bahianos y con pocas actividades turísticas, pero que hoy está recibiendo mucha mayor atención. Y es que, en las instalaciones del antiguo convento, hoy se encuentra uno de los hoteles más lujosos de la ciudad: El Hotel Pestana de Salvador.

IMG_7015
La Iglesia del Carmen junto al Convento

El conjunto consta de dos templos: el de la Orden Primera y el de la Orden Tercera. Con la instalación del hotel, se hace casi imposible visitar la primera, pues forma parte del complejo, a menos que sean huéspedes del exclusivo hotel. En cambio, la Iglesia de la Tercera Orden del Carmen se puede visitar y tiene la particularidad de ser una de las entradas más económicas de la ciudad.

IMG_6967
La luz se cuela por las ventanas de la Iglesia del Carmen

Lo primero que llama la atención son unas preciosas escaleras que dan acceso a esta. Al ingresar, se aprecia la sencillez de los espacios, y los cuidados esmerados de los trabajadores del lugar. Fue edificada a finales del siglo XVIII, y aun reúne a los fieles de la orden de Los Carmelitas. El interior barroco, es algo oscuro, y tiene un ambiente que invita a la meditación, más cuando los rayos de luz penetran a través de las ventanas. La mayoría de los salones están ricamente decorados, y, quizás lo más hermoso del lugar, es el poder subir a las galerías del segundo piso, y observar desde lo alto la ciudad.

IMG_6975
Los patios y torres del Convento del Carmen

CIDADE BAIXA

IMG_7363
La Ciudad Baja junto al Muelle Deportivo

Después de pasarse un buen rato en Pelourinho, que forma parte de la “Cidade Alta”, hay que bajar por el Elevador Lacerda y disfrutar de la Cidade Baixa. Esta parte de la ciudad es donde creció Salvador cuando la montaña se le hizo pequeña. Encontré que es un lugar precioso, donde encontré a los bahianos en sus trabajos, o en sus vaivenes de la vida diaria. La mayoría de los edificios están en ruinas o en reconstrucción, pero vale la pena bajar a verlos. Eso sí. Estén moscas, ya que es una zona menos turística y hay menos presencia policial. Lo más llamativo en esta parte de la ciudad es, sin lugar a dudas la Iglesia de La Concepción, con un techo bellísimo, uno de los más lindos de la ciudad.

IMG_7355
El interior barroco de la Iglesia de La Concepción

RÍO VERMELHO

Hoy en día, Salvador es mucho más que historia. Es una gran ciudad que se levanta junto a una increíble cantidad de playas, tantas, que un viaje puramente playero estaría bien justificado. Río Vermelho es una de las porciones costeras más queridas de la ciudad. Y es que, mientras Pelourinho concentra iglesias y museos, aquí se han instalado la mayoría de las discotecas, bares y restaurantes de la ciudad. Un paseo que no se debe perder es el que recorre toda esta porción de la costa, visitando algunas playas preciosas al atardecer, y que puede culminar disfrutando de un rico acarajé, o de un delicioso acaí.

IMG_8460
Las playas de Río Vermelho se tiñen de un brillo dorado al atardecer

ATARDECER FRENTE AL MAR

El atardecer en el estado de Bahía es tan impresionante, que se reúnen multitudes de turistas y locales cada día, al finalizar la tarde, sólo para ver cómo el sol se oculta detrás de las colinas de la Bahía de Todos los Santos. Y es que, el atardecer en esta ciudad es para mi, uno de los más preciosos del mundo. Hay muchos lugares donde disfrutarlo, pero los puntos más populares son los que están junto a la playa, en especial Porto da Barra, Farol da Barra, y las playas de río Vermelho. Y es verdad que hay mucho mar que ver aquí, pero como el sol se pone, pues es mejor disfrutar del ocaso y esperar un nuevo día para disfrutar de la maravillosa costa de Bahía.

IMG_7289
El precioso atardecer en Porto da Barra

¿CÓMO LLEGAR?

la ciudad cuenta con el Aeropuerto Internacional de Salvador, el cual recibe vuelos directos de varias ciudades del mundo, como lo son Buenos Aires, Córdoba, Madrid, Panamá, Sal (Cabo verde), Lisboa, Miami y Bogotá. Además recibe vuelos de todas las grandes ciudades de Brasil, incluyendo Sao Paulo, Río de Janeiro, Brasilia, Belém, Belo Horizonte, Fortaleza, Recife, Florianópolis, Manaos, Maceió, y muchas otras ciudades.

¿QUÉ COMER?

Salvador es posiblemente la capital de la cultura gastronómica brasileña, y la cocina bahiana, es conocida en todo el país por utilizar ingredientes especiales. El acarajé es el protagonista, presente en todas las playas, y en casi cualquier rincón de la ciudad. Son unas tortas hechas de granos, que son acompañados con camarones y salsas tradicionales. El acaí, omnipresente en todo el país, es perfecto para refrescarse durante un día de sol, y la famosa feijoada, una verdadera delicia de caraotas negras (caraotas son frijoles o porotos para mis amigos de otras latitudes).

¿CÓMO MOVERSE?

Salvador cuenta con un sistema de metro que es más bien útil para los habitantes de la ciudad, y que no pasa por los sitios turísticos principales. Se está construyendo un BRT, y hay muchos buses en la ciudad. Sin embargo, la mejor manera es moverse en Uber, es barato en la ciudad, y es perfecto porque es inmensa, y los traslados pueden tomar más de una hora.

POSTALES DE MI TIERRA: DELTA AMACURO Y LOS WARAOS

IMG_1709
Palafitos en el Delta del Orinoco

Hoy los llevo a conocer, una de las desembocaduras más perfectas del mundo: el Delta del Orinoco. Poblada de indios waraos, esta sección del río Orinoco está llena de palafitos, casas tradicionales indígenas construidas sobre el río. Y es que Venezuela aun conserva un buen número de culturas indígenas. La mayoría de las universidades del país organizan campañas de salud, y de educación en estas poblaciones apartadas. Esta hermosa fotografía proviene de una de las personas que ha estado en esta bella labor, mi amiga la dra. Belkys Rubio, gracias por esta bella toma.

MAPA

1 comentario en “Salvador Bahía: ¡La capital oficial del verano!”

  1. Es genial apreciar tanta belleza en esta región del mundo, a la belleza natural x excelencia, se suma la oportunidad de apreciar la diversidad cultural propia de estas tierras

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s